obreros.net.

obreros.net.

Importancia del mantenimiento preventivo en la construcción

Introducción

La construcción es un sector que implica un alto grado de riesgo y complejidad en sus procesos. Es por ello que, el mantenimiento preventivo se considera una herramienta fundamental en la industria para evitar costes derivados de paradas, retrasos en la producción y daños en el equipo. Es decir, el mantenimiento preventivo se orienta a la prevención de fallos en los equipos y, por ende, a la reducción del tiempo de inactividad. Por todo ello, la importancia del mantenimiento preventivo en la construcción no puede ser subestimada.

Tipos de mantenimiento preventivo

El mantenimiento preventivo comprende diferentes acciones que se realizan con el fin de detectar y prevenir cualquier problema en la maquinaria y equipos de construcción. Entre los tipos de mantenimiento preventivo, se encuentran las revisiones periódicas, mantenimientos preventivos por tiempo, mantenimientos preventivos por uso, recopilación de datos y análisis de tendencias. En este sentido, las revisiones periódicas son fundamentales para detectar cualquier problema o fallo en los equipos y maquinarias antes de que se conviertan en problemáticas mayores.

Revisiones periódicas

Las revisiones periódicas son parte fundamental del mantenimiento preventivo en la construcción. Es recomendable establecer una programación que incluya la revisión de los equipos y maquinarias una vez al año o según las horas de uso, lo que ocurra primero. De igual manera, cada vez que se utilice un equipo, se debe inspeccionar para detectar cualquier problema que pudiera presentarse. Para la realización de la revisión, es necesario hacer uso del manual proporcionado por el fabricante para asegurar que se realice de manera correcta. Además, durante la inspección, se debe revisar la lubricación, la limpieza, la calibración, la verificación de las tensiones de las correas, la revisión de las mangueras, las conexiones y los filtros.

Mantenimientos preventivos por tiempo y uso

El mantenimiento preventivo por tiempo se realiza de manera periódica, independientemente del uso y funcionamiento de la maquinaria o equipo. En este sentido, se realizan cambios de aceite, revisión de filtros, ajustes de válvulas, verificación del estado de las llantas, entre otras acciones para garantizar el correcto funcionamiento. Por otro lado, el mantenimiento preventivo por uso se realiza con base en las horas de trabajo que realizan las maquinarias o equipos. En este caso, el mantenimiento se realiza según el periodo de trabajo de la maquinaria, lo que permite detectar y solucionar problemas antes de que se conviertan en fallos mayores.

Ventajas del mantenimiento preventivo en la construcción

La aplicación del mantenimiento preventivo conlleva una serie de ventajas para las empresas constructoras y para los trabajadores que hacen uso de los equipos y maquinarias. Algunas de las principales ventajas son las siguientes:
  • Mayor optimización en el uso de las maquinarias y equipos.
  • Mayor eficiencia productiva al evitar paradas imprevistas.
  • Disminución de los costos de reparación.
  • Mayor seguridad para los trabajadores.
  • Alargar la vida útil de los equipos.

Conclusiones

En conclusión, el mantenimiento preventivo en la construcción es fundamental para garantizar un correcto funcionamiento de los equipos y maquinarias utilizados para llevar a cabo las actividades constructivas. Se considera una herramienta clave para evitar costes asociados a las paradas inesperadas, la reducción de la producción y los retrasos, además de garantizar la seguridad de los trabajadores. Por otro lado, es importante tener en cuenta que el mantenimiento preventivo debe ser planificado y programado con suficiente antelación para garantizar su eficacia. Esto permitirá detectar cualquier problema antes de que se convierta en una falla mayor y, de esta forma, lograr la optimización en el uso de las maquinarias y equipos, la eficiencia productiva y la reducción de los costes de reparación. En definitiva, el mantenimiento preventivo es clave para conseguir una construcción más segura, eficiente y rentable.